Spotify, Héroe o villano?

Villano

Antes de la carta abierta de Tylor Swift otros artistas se habían retirado del streaming, artistas como Radiohead, The Black Keys y Adele por razones como, baja comisión por canción reproducida lo que hace que el modelo no sea favorable para los nuevos artistas. Razones que suenan más que suficientes en la superficie, pero si lo pensamos un poco, la cosa es mucho más diferente.

Últimamente se ha crucificado bastante a Spotify por la carta de Taylor Swift y con la retirada del catálogo de varios artistas para estar disponibles en streaming, pero la realidad es quién se lleva gran parte de la torta son los tres grandes sellos que tienen el 85% del negocio y que son accionistas de Spotify.

Por lo mismo, se personaliza estas polémicas en Spotify y es mi opinión que las disqueras, que siguen teniendo un gran poder en lo legal, son los que siguen mandando el juego, a pesar que el modelo ya cambió hacer rato.

Hace poco se filtró el contrato de Sony con Spotify y quedaba claro que era un acuerdo sumamente abusivo sobre Spotify donde lo obligaba a darle ganancias a Sony por la publicidad dentro de la aplicación gratuita además de manejar como el streaming de música no como una transmisión radial (donde la regalía va directamente al artista) si no como una venta de una canción, donde el porcentaje de repartición es distinto. Si que, si, Spotify firmó un contrato que daba mucho que desear, pero de cierta forma estaba obligado o si no podría sólo contar con un 15% de la música del mundo, la de los sellos independientes.

Por otro lado se habla de que el modelo no favorece a nuevos artistas. Y con esto estoy muy en desacuerdo a pesar que me encuentro en este grupo: lo primero que aprendí en internet es una sencilla y tremenda verdad: “El contenido es lo importante” y esto lo voy a explicar con mi propia experiencia para no dañar la sensibilidad de nadie:

Desde Marzo que tengo mi música en Spotify (y en otros servicios de Streaming y que definitivamente debes escuchar) pero si mi música no ha llegado a generar las lucas para que tenga que dejar de buscar un trabajo de 9 a 5 es sólo por el echo – que no les miento, me duele mucho aceptar – que mi música no es lo suficientemente seductora para que se haya vuelto, al menos, medianamente viral, por lo cual, desde el lanzamiento de mi disco, no ha habido una explosión de me gustas, de pageviews o cualquier KPI en el cual se quiera medir el éxito. Para mi Spotify es sólo una vitrina y no la única fuente de ingreso y si no lo es, es sólo mi responsabilidad.

Algunos artistas del mainstream reclaman que las regalías que da el Streaming no les “Alcanza para una cena con su pareja”, pero yo no sé en verdad que cenas, pero Calvin Harris con una sola canción ganó 1.5 Millones de Dólares en el 2014, lo que le hace un sueldo mensual en pesos de 79.600.000 que alcanza para varias cenas… y con muchas parejas por lo demás.

Mi punto es que, cómo músico, hay muchas formas de rentabilizar la música, pero primero hay que enganchar a los fans, hay que crear contenido que seduzca a los que nos escuchan… basicamente… hay que sacarse la chucha…

El punto, de como yo lo veo el trabajo y la vocación de ser músico no termina con escribir una canción, publicar una canción en verdad es el comienzo del trabajo de un músico.

Y tú ¿Crees que Spotify es el villano?

Foto: Nossreh en Flickr

La vida en 27 segundos

La vida es como ir en el sentido contrario de una cinta transportadora:
Sólo camina y siempre estarás en el mismo lugar. Si te detienes, estarás retrocediendo.
Para avanzar tienes que esforzarte.

Una cita de Farrelly Brothers

Video por CaseyNeistat

Viernes de nueva música en el mundo mundial

Recuerdo la pelea de Oasis y Blur en los años 90’s de quién era mejor. La presión mediática y la turba era tal que hasta Blur cambió la fecha de lanzamiento de Country House para que coincidiera con la fecha de lanzamiento de Roll With It de Oasis para ver, donde suelen verse los gallos, cuál era la banda que tenía más popularidad.

Poco sabrían los baluartes de la invasión británica que en nuestros tiempos la industria ha definido un día mundial para los lanzamientos o, como se conoce en Inglés, Global Release Day.

La motivación detrás de esta acción es tratar de luchar con la piratería (lucha que siguen perdiendo… ¡Ríndanse de una vez por todas!) y coordinar los lanzamientos en diferentes países de una misma obra. Así como lo hacen un poco Game of Thrones, The Walking Dead y en su tiempo, el final de la serie Lost.

Claro, por temas de licencia, algunos lanzamientos deben hacerse cuando los papeles están en regla y puedan exprimir de mejor manera las utilidades del mismo. Industria acostumbrada al pan para hoy, hambre para mañana… no como acá los Creative Commons, que preferimos el “Long Tail”, Y qué fue…

Pero, volviendo al tema, el primer lanzamiento mundial se realizará el 10 de Julio y será todos los viernes. Desde las 0:01 estará disponible la música para comprar donde iTunes y Amazon también participan.

Esto no es una ley, sólo es un estándar, una convención. Se me imagina que hay peleas para saber quién es el que vende-descarga-le-gana-al-otro y esto lo hace mucho más fácil: Es establecer la línea de partida para que al final quede claro a quién sacarle la lengua.

Por lo mismo, el día jueves de vinilo sigue en pie y uno puede lanzar su música cualquier día… si es que es una banda independiente y no se subscribió a este acuerdo.

Yo lancé mi disco el 9 de marzo, fue un día lunes y sólo elegí esa fecha por mi obsesión por los números 9, 3 y 6 (La fecha no tiene 6, pero no importa), no hay otra agenda, sólo que acá agradecemos el pirateo… y que lo compartas!